Divorcio unilateral en Chile

Entre los diversos trámites que pueden realizarse al momento de decidir una separación legal en una pareja, encontramos el divorcio unilateral. Este hace referencia a cuando alguno de los cónyuges no quiere llegar a un divorcio pero aún así, existe para el otro cónyuge la posibilidad de interponer la conocida demanda de divorcio unilateral.

Para alcanzar este trámite, la ley chilena exige que al menos la pareja haya estado separada durante 3 años, a menos que se  trate de un divorcio por culpa, el cual no requiere de un tiempo específico de separación. 

Ahora bien, este trámite suele ser un tanto largo y ello es debido a que previamente no existe un acuerdo de divorcio, con lo cual se debe acudir a más audiencias ante un juez hasta lograr un acuerdo completo antes de la separación. 

Qué se requiere para realizar un Divorcio Unilateral

Como cualquier divorcio que se realice en Chile, encontramos diversos requisitos que se deben cumplir. Uno de los primeros requisitos es estar separados desde hace unos 3 años o más. Es decir, que la pareja debe haber dejado de convivir por el periodo que se ha mencionado con anterioridad. A tal situación se le debe adicionar que entre los cónyuges no se haya alcanzado un acuerdo de separación. También resulta  importante que solo uno de los interesados quiera divorciarse, ya que si no es así, se trataría de un divorcio de común acuerdo.

Procedimiento para realizar un divorcio unilateral

Tomando en cuenta las afirmaciones legales anteriores, sólo es necesario presentar la demanda y continuar con los siguientes que a continuación se especifican.

  • Realizar una mediación: para ello la ley le exige realizar una mediación pues se trata de un trámite de carácter obligatorio y que se debe realizar porque sí, justo antes de que se presente la demanda. Se debe además estar al tanto de que una mediación se trata de un sistema con el que sólo se busca que la pareja alcance la resolución de sus conflictos antes de realizar un juicio. Con ello lo que se busca es que se llegue a un acuerdo sin tener que pasar por tribunales. Para la mediación se debe asistir a un centro de mediación donde se pueda resolver dicha situación de forma pacífica, a través de la conversación con el fin de llegar a un acuerdo juntos.
  • Mediación para el divorcio unilateral: para ello se realizarán más de una reunión a la que acudirán los cónyuges y su conflicto, más una persona que tratará de que se establezca un diálogo que tenga como resultado un acuerdo entre ambas partes. El objetivo del mediador es tratar de lograr que la pareja resuelva su conflicto en estas reuniones sin llegar a un juicio de divorcio unilateral.
  • Temas a solventar en una mediación: la idea es buscar que ambas partes se lleven bien para lograr conversar y con ello solucionar sus problemas personales. Además, se buscará un acuerdo en lo que se refiere a temas relacionados con los hijos y la pensión de alimentos, lo cual deberá quedar por escrito después del divorcio.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *